A MEDIA LUZ

LA IGLESIA AL RESCATE

Escrito por javierastasio 01-07-2011 en General. Comentarios (3)

 

  http://javierastasio.blogspot.es/img/reigpla.jpg

Juan Antonio Reig Pla, obispo con cara de obispo, maneras de obispo y un más que rancio pensamiento de obispo, parece dispuesto a no perder la oportunidad de hacerse notar allá donde vaya.

Estuvo al frente de la diócesis de Castellón, en la que ya se hizo notar en su pastoral, y, más tarde, de la de Cartagena y, como tal, ocupó el cargo de canciller de la Universidad Católica San Antonio de Murcia, la misma que, unos meses después de su salida, instituyó una cátedra de Ética para José María Aznar. Salió de ella tras un quítame allá esas púrpuras que dio mucho que hablar en Murcia, con el presidente de la citada universidad que consideraba bajo su autoridad, para ocuparse, dicen que como castigo, de una diócesis menor, como lo es la de Alcalá de Henares, más cercana al poder en kilómetros, pero sólo en kilómetros.

Ya como obispo de su nueva diócesis tardó poco en hacerse notar al celebrar, bajo banderas y símbolos franquistas, una misa en Paracuellos Jarama, en memoria de los presos de la Modelo, asesinados durante un traslado en plena Guerra Civil. Ahora, en medio de las celebraciones del orgullo gay, este polémico obispo ha abierto en la web de su diócesis una página denominada "Homosexualidad y esperanza", en la que, amén de defender la ya superada tesis de que la homosexualidad es un trastorno reversible y de acusar a los lobbies homosexuales de influir en la sociedad para hacernos creer que se trata de una orientación sexual lo que, en su opinión, no sería más que una enfermedad, facilita una serie de enlaces con textos que ratifican sus tesis, aporta bibliografía y aconseja a los padres que “por su parte, cuando advierten en sus hijos, en edad infantil o en la adolescencia, alguna manifestación de dicha tendencia o de tales comportamientos, deben buscar la ayuda de personas expertas y calificadas para proporcionarle todo el apoyo posible.”

Resulta curioso que, cuando lo que recomiendan los expertos es que precisamente sean los adolescentes los que reciban ayuda para asumir su sexualidad y, una vez asumida, dársela a conocer a sus padres, este obispo recurra al "Magisterio de la Iglesia" para todo lo contrario, para inmiscuir a los padres en un terrible debate que lleva a la no aceptación de la realidad, desgraciadamente, a veces al suicidio.

Con todo, lo peor es alimentar en los padres la fantasía de que van a poder reconducir la sexualidad de sus hijos, una fantasía felizmente superada que deja atrás décadas de conductismo, electroshocks, drogas y castigos.

Mejor harían éste y otros obispos en perseguir las conductas enfermizas y desviadas de los religiosos que, abusando de la confianza que los padres depositan en ellos, practican bajo su autoridad demasiados religiosos. Sobre eso sí hay esperanza, siempre que, eso sí, haya verdadera voluntad de cambiar una situación demasiado extendida.

Aunque, claro, esto no es más que un desiderátum, porque lo hecho por el obispo Reig Pla no es más que facilitar el acceso al que siempre ha sido el punto de vista de la iglesia católica sobre el asunto.

PARAÍSOS

Escrito por javierastasio 30-06-2011 en General. Comentarios (1)

http://javierastasio.blogspot.es/img/paraisos.jpg 

 

Nos hablaron del paraíso de la clase obrera y hoy sabemos que nunca existió ni existirá. No nos dijeron nada del paraíso capitalista y, mal que nos pese, no es un único jardín, hay más de uno, y se construye con el llanto que vertemos en este valle de lágrimas en el que quienes cultivan todos esos paraísos nos condenan a vivir.

Es difícil explicar cómo hemos podido pasar de la fiesta a la resaca. Es casi imposible entender cómo han podido secarse los ríos de leche y miel que atravesaban nuestras vidas. Quién podía sospechar hace sólo cinco años que los pies de la vieja y soberbia Europa eran de Barro. Quién que las cuentas de los todopoderosos Estados Unidos estaban tan carcomidas como las nuestras.

La explicación es bien sencilla y, ahora que los ríos de abundancia se han secado, es fácil encontrarla: bajo el caudal que nos hipnotizaba y hacía felices, había sumideros por los que se escapaba esa riqueza que creímos inagotable.

Nos engañaron. Nos prometieron lo que no podían darnos. El marketing se impuso al realismo y a la decencia. Nos hicieron creer que la economía era como una bicicleta que, una vez lanzada, no necesita de nuestro pedaleo. Captaron nuestros votos con añagazas como que bajar los impuestos era posible sin arruinar el Estado de Bienestar. Es más, nos contaron la gran mentira de que bajar impuestos también es de izquierdas.

Creíamos que éramos más ricos porque nos descontaban menso de la nómina y nos permitían comprar a plazos coches, televisores y vacaciones. Pero no sólo eso, nos enredaron para comprar nuestras casas a precios increíbles haciéndonos creer que al día siguiente nos costarían más a la hora de comprarlas, pero valdrían más a la hora de venderlas. Y firmábamos, firmábamos y firmábamos. Y los bancos se peleaban por darnos esos créditos tan increíbles que, algunos, acabarán pagándolos nuestros hijos.

Y mientras nos creíamos los reyes del mambo, mientras pensábamos que éramos tan ricos como nunca imaginamos, ellos escamoteaban por todos esos sumideros que ahora han quedado al descubierto todo ese dinero que llamamos negro, para no reconocer que es dinero robado a los parados, los pensionistas y los enfermos. Un dinero que nunca irá a parar a las becas, a la construcción de escuelas, hospitales y residencias de ancianos. Un dinero que luego acosará nuestras economías para convertirse en más dinero. Dinero que quienes lo acaparan lo llevan a los mal llamados "paraísos fiscales", para ponerlo a salvo de parados, jubilados, viudas, huérfanos, enfermos y funcionarios. Dinero vergonzante que se esconde con la complicidad de algunos gobiernos.

Alguien debería haberse parado a pensar que, por más que se riegue un fajo de billetes plantado en una maceta, al cabo del tiempo el fajo sigue siendo el mismo. Alguien debería caer en la cuenta de que el dinero que falta aquí y allá, en Grecia, Irlanda o Portugal, lo tiene alguien en un paraíso fiscal, mientras las calles de Atenas se han convertido en un infierno.

 

PREMIAR LA ESPERANZA

Escrito por javierastasio 29-06-2011 en General. Comentarios (3)

 

http://javierastasio.blogspot.es/img/donostia.jpg 

 

La primara jornada del debate sobre el Estado de la Nación que tuvo lugar ayer en el Congreso resultó, cuando menos, deprimente. No me gustó ver a un Zapatero al borde de la cesantía por circunstancias que no siempre han estado bajo su control y menos me gustó ver al que, desgraciada y probablemente, será el nuevo jefe de gobierno pasar por la tribuna sin hacer otra cosa que pedir un adelanto electoral y mostrar su incapacidad y falta de ganas para lo que se le viene encima.

Es por eso que conocer la designación de San Sebastián como capital cultural europea de la Cultura en 2016 me llenó de alegría y esperanza. Y no sólo por los muchos amigos que tengo "en y de" Donostia, no sólo porque San Sebastián sea una de las ciudades más bellas de Europa y, en fin, no sólo porque los donostiarras sean hospitalarios por naturaleza. Es que, además, merecen este premio ahora que han puesto un pie en la senda de la esperanza.

No soporto a toda esa gente que considera una desgracia que la ciudad designada sea uno de los "trofeos" de Bildu en las pasadas elecciones. Habrá que recordarles una vez más que han sido la constitución, los votos de los donostiarras y las matemáticas quienes así lo han querido y que guardar en el armario una de las mejores fotos de nuestro país sólo puede perjudicarnos.

Soy de los que piensan que la normalidad trae más normalidad y que, cuando quienes comparten ideas con ETA descubran -ya están en ello- que pueden conseguir más con los votos, que con el terror, estaremos más cerca de la paz.

Estoy seguro de que la ciudad que organiza unos de los mejores festivales de cine europeos y que tozos los años, en julio, llena de jazz sus calles, en medio del debate que sin duda llenará sus calles, será capaz de sorprender al mundo, no sólo cono escenario, sino con sus contendeos desarrollados desde y para la base.

Lo siento por Córdoba, otra maravilla de la que podemos presumir los españoles, porque sus méritos son incontestables, pero San Sebastián se merece hoy más que ninguna otra este "premio a la esperanza", aunque siempre habrá patosos, como el alcalde de Zaragoza y la prensa más rancia, dispuestos a poner en cuestión la decisión.

 

¡ESTÁS MUERTO!

Escrito por javierastasio 28-06-2011 en General. Comentarios (1)

 

http://javierastasio.blogspot.es/img/videojuegoviolento.jpg 

 

¡Estás muerto! Cuántas veces habré tenido que escuchar tan terrible frase de labios de mequetrefes que apenas levantan seis palmos del suelo, tan prestos a la lágrima como a buscar refugio en su mamá, pasando de ser un superhéroe a convertirse en décimas de segundo en el niño que aún son.

Cuando ocurre, me pregunto qué hubiese dicho la abuela Evarista si los oyese. No lo hubiese soportado. Ella que vivió una guerra con niños, sus hijos, de todas las edades enredados en sus faldas, ella que creía en su dios bastante más que en los curas, ella que se escandalizaba cuando escuchaba un "gilipollas" de boca de sus nietos, criados a las puertas de un mercado, ella pensaría, seguro, que no había escuchado bien.

Pero, por desgracia, la cosa es más habitual de lo que sería saludable para todos. Los niños de hoy pasan demasiadas horas expuestos a la violencia. Se la sirven, aderezada de todas las formas posibles, en películas, series de televisión y videojuegos. Recuerdo que en mis tiempos todavía impresionaban aquellas imágenes de aquella violencia inútil y estúpida de la guerra de Vietnam, recuerdo que en la televisión los buenos siempre eran más justos que violentos y no sé, aunque me temo que no, si los niños de ahora soportarían una tele en la que la gente ni discute, ni se insulta ni se mata.

Todo esto viene a cuento de que ayer tarde escuché que el Tribunal Supremo de los Estados Unidos ha impedido al estado de California prohibir la venta de videojuegos violentos a los menores de edad, porque, hacerlo, iría en contra de la libertad de expresión.

Me escandalizó tanto que decidí que ese sería el asunto de mi entrada de hoy. Cuál no habrá sido hoy mi sorpresa al comprobar que esta información que tanto nos afecta, no ocupaba un lugar destacado en la prensa y mucho menso en la radio, de donde, a estas horas ya ha desaparecido.

Tenemos tendencia a relativizar lo que afecta al juego y el entretenimiento y no somos conscientes -o sí- de que la industria de los videojuegos ha superado ya el volumen de negocio del cine y la música juntos. El juego, querámoslo o no, no es más que una forma de entrenamiento para la vida y, si estamos entrenando a nuestros hijos para que sean violentos, podemos imaginar -y mereceremos- lo que nos espera.

Todo tiene su explicación. No lo dudéis. Si el departamento de Defensa de los Estados Unidos colabora con las empresas que fabrican estos videojuegos tan violentos, es porque los "jueguecitos" en cuestión están preparando a quienes serían susceptibles de ser reclutados para cualquier guerra inútil, estúpida e injusta para soportar unas dosis de violencia difíciles de imaginar.

Lo gracioso, naturalmente entre comillas, es que quien defiende la libertad de expresar tanta violencia en los videojuegos lo justifica diciendo que la violencia está ya en los cuentos de Andersen y los Grimm. No así el sexo que nos limita a ser felices y comer perdices.

 

QUE VIENEN, QUE VIENEN

Escrito por javierastasio 28-06-2011 en General. Comentarios (1)

http://javierastasio.blogspot.es/img/ambulatorio.jpg 

 

Cada vez está más claro el por qué de las prisas del PP por adelantar las elecciones. Yo pensaba que con el adelanto electoral el PP buscaba evitar que el Gobierno tuviese tiempo de rectificar las consecuencias del rumbo errático que ha llevado a lo largo de estos dos últimos años. Sin embargo, cada día que pasa creo que lo que pretende el PP es llegar a las urnas y obtener la victoria sin necesidad de enseñar sus cartas.

Lo que también tengo cada vez más claro es que, si Zapatero estaba dispuesto a la inmolación para expiar los pecados de la España alegre y confiada de la última década, Rubalcaba no lo está tanto. Ayer mismo, tuvimos dos claros síntomas de esto que digo a la vista del frenazo que parece querer dar el Gobierno a las últimas reformas económicas pendientes. Estoy seguro que la gira que está haciendo el candidato Rubalcaba a lo largo y ancho de la España real le está permitiendo comprobar cómo ni siquiera entre sus fieles tienen buena prensa las ansias de martirio del presidente.

No quiero decir con ello que no estuviesen justificadas las reformas, al menos dentro de la implacable lógica economicista lo están. Lo que ocurre es que en cada militante o posible votante socialista anida un resto de pensamiento humanista que se rebela ante cualquier intento de considerar a los trabajadores como mercancía.

Mientas tanto, los populares, entre toma de posesión y toma de posesión, tratan de embaucarnos con los escenarios idílicos de los dos mandatos de Aznar, ocultándonos que los días de vino y rosas ya no volverán, porque, difícilmente, volverá la orgía inmobiliaria que nos ha dejado postrados e indefensos con esta terrible resaca.

Si no me equivoco, cuando Rubalcaba finalice su tournée le oiremos mucho más que a Zapatero y, si es listo y siempre lo ha sido, hablará más de lo que podemos perder con una mayoría absoluta del PP que de promesas de futuro.

Ha pasado tiempo suficiente para que a los audis y los beemeuves que se compraron algunos españoles en tiempos de la burbuja y difícilmente van a poder cambiarlos por otros. Y no sólo eso. En los próximos años va a ser más importante poder llevar a los niños a una guardería o a una escuela pública o disponer de una buena red sanitaria pública que tener para cochazos, puentes y gintonics.

Y, si todo sigue como parece, alguna de esas cosas va a cambiar. Hoy mismo, me he desayunado con el resultado del sondeo de la SER, según el cual el PSOE ha recortado algún puntillo en la ventaja que le lleva el PP en intención de voto, mientras en la edición digital de EL PAÍS manda la siguiente información "FAES prepara un informe para Rajoy que estudia el copago en la sanidad".

Es para echarse a temblar, porque, en una sociedad como la española en la que crece sin cesar el número de ciudadanos situados en el umbral de la pobreza, comenzar a exigir una parte del coste de la sanidad a los usuarios -además de lo que ya pagamos con nuestros impuestos- equivaldrá a expulsarlos del estado de bienestar.

Si de verdad el PSOE quiere evitar el desastre debe esforzarse en hacer ver a todos esos pensionistas que no pueden gastar ni un euro más de la cuenta, porque cada céntimo de su pensión está ya asignado a un gasto irrenunciable, que, si se implante el copago sanitario, van a tener que dejar de ir al ambulatorio siempre que lo necesiten.

Y es que la vejez necesita algo que sol y parques de diseño para ser feliz y digna.

Creo que en los meses que restan hasta las elecciones todos y cada uno de nosotros tenemos que verlo claro y hacer que aquellos que nos importan lo tengan igual de claro. Porque, lo queramos o no, vienen.