ALGO ESTÁ CAMBIANDO

Escrito por javierastasio 03-07-2011 en General. Comentarios (0)

http://javierastasio.blogspot.es/img/democraciareal.png 

 

Nunca se sincerarán, nunca reconocerán que ha sido la calle, que ha sido la juventud hastiada, la que, con su diagnóstico inequívoco y su postura irreductible que cautivaron a gran parte de la sociedad, quienes están forzado los tímidos cambios de los que están siendo protagonistas el Gobierno, su partido y esa izquierda sin partido que inspira una parte importante de la intelectualidad de este país.

Quizá quisimos ver únicamente candor e inexperiencia en lo que no era otra cosa que la generosidad y la fe necesarias para cambiar lo que de injusto tiene este mundo que "los mayores" vamos a dejarles.

Han tenido que pasar semanas de acampadas, decenas y decenas de asambleas y, los cada vez más generalizados y organizados, actos de resistencia a los desahucios para que el candidato socialista y todavía vicepresidente Rubalcaba se atreva a decir que tan culpables o más que aquellos que firmaron una hipoteca que no podían asumir son los bancos, empleados incluidos, que se beneficiaron con operaciones a todas luces inviables.

Me gusta, pero llega tarde. Creo que durante demasiado tiempo el PSOE ha pensado que los votos que le han dado el gobierno en dos ocasiones estaban a su derecha. Al menso no están sólo a la izquierda y, por ello, quienes lo gestionan no pueden dar la espalda a los unos mientras llaman a los otros. Es más, si por reposicionarse en la izquierda, el PSOE pierde el gobierno -que bastante perdido tiene ya, por cierto- que no dude que estará siendo más PSOE y estará más cerca de recuperarlo. Quizá por ello, en la próxima conferencia socialista -ese remedo de congreso a celebrar tras las vacaciones-, uno de cada tres participantes no será militante del partido.

Algo está cambiando en la sociedad y esta vez el timón no lo llevan los partidos que harían muy bien -sé que me repito- en escuchar la voz de la calle. El manifiesto que ayer presentaron una serie de intelectuales, artistas y profesionales de la izquierda reclama una alternativa distinta a PSOE e IU, no sé si situada entre ambas, capaz de rescatar la ilusión por reconstruir la izquierda. De todos los firmantes del manifiesto, me merece especial respeto Antonio Gutiérrez, diputado independiente dentro de las filas del PSOE, que tiene suficientemente probada su honestidad a lo largo de su larga trayectoria en a izquierda. Y hablando de honestidad, si una cosa queda clara del espíritu del manifiesto, esa es que Izquierda Unida -probablemente como consecuencia del tragicómico sainete extremeño- ya no es "de fiar".

No menos importante es la "normalidad" con que nuestra sociedad ha aceptado un paso tan trascendental y tan valiente como lo fue el matrimonio entre personas del mismo sexo. Harían muy bien quienes así lo creen en marcar sus diferencias con un partido, el PP, que tiene recurrida la ley que lo permite y que, al parecer, pretende dejar todas esas uniones sean un limbo de inseguridad jurídica que vete tú a saber qué condiciones tendría.

Mientras escribo esto, escucho -es lo que tiene tener la radio siempre encendida- a los contertulios de "A vivir, que son dos días" acusar a Rubalcaba de hacer populismo con sus acusaciones a la banca. Curiosamente, los tres participantes no ponen en duda la veracidad de lo dicho por el candidato socialista, pese a lo cual, insisto, haberlo dicho le hace merecedor del tal calificativo.

A ver si va a resultar ahora que el inmovilismo más arraigado anida en las tertulias, incluso en las que se tienen por progresistas.